Publicidad

Banco Popular no pide ayuda Europea

Sabemos que Banco Popular se destaca por ser la entidad bancaria que no pide ayuda Europea, se puede decir que es la única entidad que, a día de hoy, se ha negado rotundamente a acudir a la ayuda europea sobre el sector financiero.

Ahora bien, pese a dicha situación, para mantener su independencia tendrá que realizar una ampliación de capital por valor de 2.500 millones, que supone el 70% de la actual capitalización de la entidad, esto representa una ampliación importante.

La entidad debe conseguir hasta 3.223 millones de euros, cifra necesaria para que Banco Popular pueda conseguir cumplir con los requisitos de capital de la Eurozona. Se prevé la suspensión del dividendo para el mes de octubre y una ampliación de capital por valor de 2.500 millones de euros.

Hoy en día obtener en el mercado este dinero a través de una ampliación de capital es complicado, por lo que se tendrá que lanzar con un descuento bestial del 40%. La última palabra la tendrán los accionistas minoritarios, que controlan el 47.45% del la entidad, destaquemos que Popular tiene margen de caída y, contando con la dilución, el precio debería estar en 1,20-1,10 euros, por lo que lo mejor será vender y barajar después si es conveniente comprar nuevamente.

Ahora bien, más importante que el precio al que salgan las acciones, es el precio al que esté cotizando cuando se haga la ampliación. El problema, es que cuando hay una ampliación tan fuerte por delante hay una presión sobre el precio pues hay accionistas que venden pensando que pueden comprar más barato.

Desde que se anunciara esta operación, el valor ha perdido cerca de un 13% de su valor. La acción pierde posiciones con contundencia después de establecer una zona de máximos significativos entre 1.95 / 1,94. Movimiento que incorpora momento negativo al corto plazo y que deja al precio por debajo de las medias móviles simples de largo plazo (40 y 200 sesiones) que permanecen cruzadas a la baja.

Y todavía no se ha levantado la prohibición de las posiciones cortas, algo que podría hacerle profundizar aun más en los números rojos. De hecho, lideran el grupo de ‘hedge’ que han mantenido casi intacta su apuesta bajista desde que el pasado 23 de julio se vetaron las operaciones que apuestan por la caída de un valor en bolsa.

El Presidente de Banco Popular remarcó que “la mejor opción para continuar preservando la independencia del banco es la ampliación de capital” y que esta operación va a suponer, además, una excelente oportunidad de inversión para clientes y accionistas.

La ampliación, enmarcada en el Plan de Negocio 2012-2014 que ha trazado el banco, construirá las bases para el éxito del banco en el futuro inmediato y supondrá una gran ventaja frente a la competencia en los próximos ejercicios.

Banco Popular cumplirá a finales de año con todas las nuevas exigencias regulatorias, tanto de provisiones como de capital, y prevé fuertes beneficios para los siguientes años: más de 500 millones de euros en 2013 y 1.400 millones para el siguiente ejercicio.

Publicidad