Publicidad

Los inconvenientes de tener cuentas en más de un banco

La cuenta de ahorro que tenemos en el bancos (o en varios) es el producto financiero más básico. La necesitamos para pode domiciliar nuestros recibos y no tener que desplazarnos a las oficinas de empresas de luz, agua, gas… También son necesarias para obtener tarjetas, hipotecas y /o créditos.  Es muy común tener más de una cuenta en la misma entidad bancaria o en varias diferentes. Así podemos dividir los recibos en varias cuentas, la hipoteca, la nómina etc.

Tener varias cuentas abiertas permite al cliente obtener lo mejor de cada entidad. Si una de ellas presta unos servicios más baratos, el consumidor puede aprovechar las ventajas  y evitar hacer movimientos que pueden salirle más caros. Muchas veces una segunda cuenta en la misma entidad nos ofrece más ventajas y mejores condiciones que abrir una nueva en otra. Pero lo más importante es informarse sobre el coste que supone tener cuentas bancarias y qué banco nos viene mejor.

Comisiones de mantenimiento y administración

Si la entidad cobra por el funcionamiento de la libreta o cuenta bancaria, quizá no compense tener abierta más que una. Las comisiones han subido mucho en los últimos meses y de media se paga al año 26 euros por cada cuenta.  Quien tenga tres, pagará 78 euros en gastos de administración y mantenimiento. Si a esto se le suma una tarjeta asociada a la cuenta, habría que pagar 19 euros por la de débito y 36 por la de crédito.

Sería más conveniente tener el dinero en una cuenta y domiciliar en ella todos los recibos, la nómina o pensión, y dejar una sola tarjeta. Mejor que sea de débito, pues son más baratas que las de crédito. Si por el contrario el banco no cobra comisiones por tener varias cuentas, en mejor repartir las domiciliaciones y así poder operar en ellas con más facilidad.

Si tienes hipoteca

Lo más común en nuestros bancos es, que para poder recibir un préstamo o una hipoteca sea necesario contratar productos como una cuenta corriente o tener la nómina en el mismo banco.  Generalmente un cliente que tiene varios productos dentro del mismo banco, puede recibir unas condiciones mejores en su hipoteca, como por ejemplo comisiónes más bajas. En estos casos compensa tener dos cuentas abiertas: una como requisito indispensable para obtener el dinero de la hipoteca o crédito y otro banco diferente, con mejores condiciones y a la que puede asociar otros productos a un precio más bajo.

Quizás te interesa:

 

Publicidad